24.7.17

Viajando sola por la Riviera Maya: ¿Qué rutas tomar?

¿Qué plan seguiría? La primera idea que abandoné fue la de cruzar a Europa, no iba a permitirme ir con tan poco dinero, eso significaría poco tiempo en esa parte del mundo. Este post es la continuación de éste otro en dónde explico cómo nació la idea del viaje. 
 

17.7.17

Viajando sola por la Riviera Maya: ¿Cómo comenzó?

¿Cómo comenzó todo? Es muy sencillo, en diciembre del 2016 hicieron que firmara mi renuncia en la startup donde trabajaba, o sea, me despidieron y lo hicieron prácticamente en mi cumpleaños. Tal vez parezca extraño, pero hoy lo agradezco. 

13.7.17

Premio Liebster 2017

Hace muchos años ya existían premios o reconocimientos entre bloggers, vaya que hasta un reality y concursos de belleza había. Hace unos días recibí el Liebster por parte de Tiempo de Explorar (mil gracias, chicos) saber de este premio me ha dado mucha ternura y nostalgia. Funciona en cadena para ayudar y conocer más blogs. Quien recibe el premio debe de responder las preguntas en un post y pasar el premio a más bloggers. Una forma linda de conocer a más personas que se apasionan con lo que hacen.

14.6.17

¿Qué es 'Glamping'?

Tal vez no hayas escuchado aún sobre éste término, pero si lo tuyo es la comodidad y disfrutar de la naturaleza te aseguro que ahora querrás descubrir más y más lugares gracias a ellos. 

motorhome-glamping-playa

7.6.17

Los atardeceres de Holbox


Soy amante de los atardeceres, en cualquier lugar corro tras ellos y busco un sitio lindo o cómodo dónde poder disfrutarlos, lo he repetido infinidad de veces. Parece un juego y lo hago desde niña. Mi primer recuerdo cazando atardeceres fue en mi casa —una de tantas en donde viví— no importaba si estaba haciendo tarea, a penas veía los rayos dorados del sol corría para verlo. Me sentaba y comenzaba a platicarle al sol sobre cómo iba mi día. Tal vez se lea muy cursi, pero eso hacía a los 8 años, y al parecer no he perdido la costumbre. 

Durante mi estancia en Holbox me prometí ir cada día al muelle y ver el sol. Lo logré un par de veces, porque debo confesar que algunos atardeceres me sorprendieron en Punta Cocos y un par más en Punta Mosquito. Hace años la isla ya me había regalado un par de pinturas inolvidables, pero lo que viví en este viaje no puedo explicarlo con más palabras. Cada uno tiene una historia, pero ahora sólo quiero mostrar su belleza, porque también aprendí que las tormentas son necesarias para hacer magia. ¡Disfruten!