27.10.10

La Luna


La luna se puede tomar a cucharadas
o como una cápsula cada dos horas. 
Es buena como hipnótico y sedante
y también alivia
a los que se han intoxicado de filosofía
Un pedazo de luna en el bolsillo
es el mejor amuleto que la pata de conejo: 
sirve para encontrar a quien se ama, 
para ser rico sin que lo sepa nadie
y para alejar a los médicos y las clínicas. 
Se puede dar de postre a los niños
cuando no se han dormido, 
y unas gotas de luna en los ojos de los ancianos
ayudan a bien morir.

Pon una hoja tierna de la luna
debajo de tu almohada
y mirarás lo que quieras ver. 
Lleva siempre un frasquito del aire de la luna 
para cuando te ahogues, 
y dale la llave de la luna 
a los presos y a los desencantados. 
Para los condenados a muerte 
y para los condenados a vida 
no hay mejor estimulante que la luna 
en dosis precisas y controladas.

Jaime Sabines



Ésta luna es del día 22 de octubre del 2010, antes de ver el ovni que me dejó paralizada de miedo. Ya contaré la historia después, aunque en twitter lo he hecho ya. 

El poema es muy conocido, pero siempre vale la pena recordarlo, re leerlo, saborearlo, sentirlo... Mucho más durante éstas lunas otoñales, las de octubre. 



3 comentarios:

pepewisho dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
pepewisho dijo...

me encanta el poema! :B
y...como que Ovni?, ya lo contaste en tu twitter?, porque no lo vi?, ahora mismo me lanzo a tu cuenta para leerlo!
le tomaste fotos al ovni?! :D

gabrielle dijo...

me encanta el outfit!
te sigo desde ya!
muakis

www.gabriellemode.blogspot.com